Macron lanza el Consejo Nacional de la Refundación para actualizar la política francesa

Emmanuel Macron ha inaugurado en Marcoussis (Essonne, 8.100 habitantes), en la periferia sur de París, los trabajos del Consejo Nacional de la Refundación (CNR), una instancia de nuevo cuño, destinada a «renovar» y «modernizar» la vida política francesa, que pudiera convocar referendos y consultas nacionales a través de internet. El CNR pretende reunir a represéntales de la sociedad civil, la vida económica y social, asociaciones, con el fin de discutir de los grandes problemas nacionales, y conseguir « unir a la nación » con propuestas negociadas a muchas bandas. anunciación Relacionada estandar No Macron anuncia el fin de la abundancia económica ante el refuerzo de los regímenes autoritarios Juan Pedro Quiñonero Tras hablar largamente con Vladimir Putin, la semana pasada, Macron volvió a anunciar «tiempos difíciles y muy duros para Europa», advirtiendo que «será ineludible pagar el precio ineludible para asegurar nuestra libertad» Macron había aspirado a reunir en el CNR a todas las fuerzas sindicales y políticas, de la extrema derecha a la extrema izquierda, con el fin intentar iniciar «un diálogo democrático de nuevo cuño». Uno tras otro, todos los sindicatos y partidos políticos con representación parlamentaria rechazaron la propuesta presidencial. En el acto de inauguración de la primera reunión de trabajo del CNR, la mañana del jueves, Macron lamentó esas ausencias, pero confirmó que la nueva institución política comenzará sus trabajos, llamados a prolongarse indefinidamente. Institución paralela a la Asamblea Nacional El CNR ha sido concebido como una institución paralela a la Asamblea Nacional (AN) y el Senado, las dos caras del Parlamento francés. El Consejo concebido por Macron prevé funcionar como herramienta e instrumento de democracia directa: los representantes de la sociedad civil, la vida económica y social, las asociaciones, son invitados a debatir, sugerir y proponer ideas destinadas a renovar el debate nacional, ante todos los problemas urgentes, inmediatos y futuros. A la espera de eventuales novedades, Emmanuel Macron ha anunciado dos novedades que pudieran tener mucho calado, si llegan a confirmarse: convocar referendos y consultas nacionales a través de internet. En su origen último, hace meses, Macron anunció que el CNR debía ser una institución destinada a alentar el diálogo nacional, para intentar evitar la tentación de los extremos, a la derecha y la izquierda populistas. La convocatoria de referendos y consultas nacionales sobre temas sensibles, inmigración, pena de muerte, medio ambiente, etcétera plantea inmensos problemas de forma y fondo. El presidente francés se reserva, por ahora, las condiciones y modalidades de tales proyectos, a través de internet. Veremos.

Artículos recientes

Historias relacionadas